The Original Slow Cooker

Beneficios de la cocción lenta

5 motivos para utilizar Crock-Pot

Crock-Pot, cocción lenta a baja temperatura, permite que todos los jugos de la carne y la verdura, con su sabor y su alto aporte nutricional, se impregnan de forma natural en la receta sin perderse ni evaporarse. La cocción a baja temperatura garantiza el éxito con texturas y sabores difíciles de conseguir con otros métodos de cocción.

Vea nuestras ollas de cocción lenta

 

Un sabor y una textura irrepetibles… ¡y resultados muy nutritivos!

Crock-Pot, cocción lenta a baja temperatura, permite que todos los jugos de la carne y la verdura, con su sabor y su alto aporte nutricional, se impregnan de forma natural en la receta sin perderse ni evaporarse. La cocción a baja temperatura garantiza el éxito con texturas y sabores difíciles de conseguir con otros métodos de cocción.

Aprovecha tu tiempo mientras Crock-Pot sigue cocinando por ti

soup

No necesitas más de diez minutos para tenerlo todo preparado para que Crock-Pot haga el resto. Sólo tienes que poner los ingredientes, encender la olla y seleccionar el tiempo de cocinado. Disfruta de tu tiempo o aprovecha para descansar y cuando llegue la hora de la comida, la olla habrá hecho su trabajo y, cuando termine, hasta mantendrá la comida caliente.

Obtenga más información

Una forma de cocinar económica y más saludable

Utilizar una olla Crock-Pot implica un consumo energético menor que con otros métodos. Y al tratarse de cocción a baja temperatura, la fibra de la carne queda realmente suave y se deshace en la boca, lo que permite conseguir platos de diez, pero gastando menos en los ingredientes,  utilizando por ejemplo las piezas o cortes más duros y menos nobles. Además, garantiza una alimentación saludable, porque no causa una pérdida de los nutrientes.

Una fácil limpieza

spices

Te llevará un minuto lavar a mano tu Crock-Pot. La olla, debido a su tratamiento antiadherente de máxima calidad, se limpia rápidamente y de forma muy fácil. Y si no te apetece lavar a mano, tanto la tapa de vidrio como la olla de cerámica pueden meterse sin ningún problema en el lavavajillas.

Eficiencia energética

Las ollas de cocción lenta Crock-Pot tienen un consumo eléctrico realmente bajo, emplean solamente entre 75 y 150 W en temperatura Baja y entre 150 y 210 W en Alta. ¡Cocina todo el día sin preocuparte por el gasto energético!

salad

Consejos de cocción lenta